01 agosto, 2008

Hoy en EL PAÍS


Hoy sale en EL PAÍS una carta. Uno, a veces, todavía guarda el instinto de cuando era joven, cuando ver publicada una idea en el periódico era la única forma de que alguien te escuchara. Ahora, con tanta información por todos los lados, es probable que un viernes 1 de agosto nadie lo haya leído (o casi nadie).

Nuevamente batallando por una causa.

Las causas no son nunca, en principio, causas perdidas: todo depende de las ganas que se le echen al asunto en cuestión. En este que nos lleva entre manos, reconozco que he sentido muy cerca las palabras portugesas solidão y saudade.

3 comentarios:

Los viajes que no hice dijo...

También podrían hablarnos del francés, que nos cae muy cerca y en España no se hace casi nada por él... Salvo incluirlo en unos programas de estudios como asignaturas optativas que nadie escoge.

O, aún peor: qué se hace en Extremadura, es un poner, por el resto de las lenguas cooficiales del Estado... Por qué se nos "enseña", como se nos enseñan tantas otras cosas (por debajo, a la sombra) a despreciar el catalán, pongamos por caso...

En fin, que de lenguas y hacedores podríamos hablar largo y tendido.

Puntos de vista y ... nada más dijo...

Bueno: Si comparamos el francés con el portugués, no hay color. Pro ejemplo, el curso que viene hay 53 vacantes de francés para interinidades de secundaria y 2 de portugués (uno ve el mapa y cree que lo que está a la izquierda es Francia). Por no decir que se puede escoger como segundo idiom el francés en TODOS LOS INSTITUTOS DE LA REGIÓN y portugués en 14 (y no todos los alumnos pueden optar a él).

SObre el desprecio a todo los hispánico (entiéndase hispánico en su sentido etimológico, como referente a un espacio peninsular plurinacional y plurilingüístico) que no provenga de la centralidad hispánico-castellana tengo para escribir un libro. Me pregunto si en un instituto de Sevilla, Salamanca, Badajjoz o santander alguien ha hablado de Martí i Pol, por ejemplo. Antes hablarían Rabindranath Tagore ( o del Ken Follet, ese.

Es que si me apuras,, ni siquiera en la propia lengua. Mis linros de literatura tenían una lección al final (que nunca se daba) con autores del otro lado de los mares. Salvo Rubén Darío, el resto eran tratados como "algo que existía, sí... pero los importantes los de aquím claro".

Y mala semana para hablar del asunto

"JUANJO" dijo...

muy bueno tu blog, he estado hechando un vistazo y la verdad hay cosas muy interesantes, saludos

juanjo