21 diciembre, 2006

Mañana es lunes

El Consejero balear llama por teléfono un domingo por la tarde a un encausado en un presunto delito de corrupción urbanística. Fue para decirle que al día siguiente era lunes. Cuando se es un gobernante eficiente hay que estar en todo y no se puede pasar por alto ningún imprevisto. Imaginen que el encausado hubiera pensado que era martes. A mi me gustaría que los Consejeros de mi región también me llamaran para decirme cuándo es fiesta y cuándo no. ¡Qué bonito sería!

No hay comentarios: