24 enero, 2011

Lenguas hermanas

Siempre me ha interesado observar la relación que existe entre hablantes de lenguas hermanas. Alguien me dijo que los holandeses entienden a los alemanes, y los noruegos a los suecos, pero esa capacidad de comprender no se da en sentido inverso. Parece ser que no se trata de complejas causas lingüísticas sino de otras un tanto inconfesables. La semana pasada saltó la polémica en España por culpa del uso del catalán, gallego y euskera en el Senado. Se supone que ese es el foro donde los territorios están representados, pero se impedía hablar a ciudadanos españoles en su propia lengua materna. Como quizá da vergüenza reconocer cierta aversión a esas lenguas, todo el revuelo se ha camuflado en el derroche que supone pagar traductores. Y la pregunta que me hago es por qué se han contratado traductores de las tres lenguas. He de reconocer que el euskera es un idioma difícil de entender y que, por su singularidad, merecería tener el mismo tratamiento que damos a otras joyas de nuestro patrimonio artístico o cultural, como las pinturas de Altamira. Pero tal vez no debería ser necesario contratar traductores de catalán y gallego en el Senado. Entre otras cosas porque, como decía el cantante Raimon, todos hablamos un latín más o menos parecido, y porque los senadores deberían tener la capacidad intelectual de entender (no digo hablar o escribir) unas lenguas tan cercanas y parecidas al castellano. Hoy se puede aprender más catalán en universidades alemanas (27), que en las de la España que no habla catalán (11). Deberíamos reflexionar sobre esto antes de que nos vuelvan a mandar hablar en cristiano.

Publicado en la contraportada de EL PERIÓDICO EXTREMADURA el 24 de enero de 2011.

4 comentarios:

LÍNEA DE FLOTACIÓ EN ELS LLAVIS dijo...

Hace poco que sigo su blog, me encantan los temas que trata…
Pero bueno a lo que iba. Soy de València y pienso, sueño, hablo y escribo en catalán. Los políticos se empeñan en aprobar leyes y a diferenciar (valenciano=catalán) la lengua con la que me relaciono. Puede que sean filólogos y no me haya enterado…
Por otra parte, no nos debe sorprender nada de lo que ocurre respecto las lenguas que se hablan en el estado español. Utilizamos más tiempo en ver qué cosas nos diferencian, en lugar de enriquecernos de las diferentes culturas con las que convivimos. Una pérdida de tiempo.
Sin embargo, locos estamos para que desde las escuelas, institutos y universidades se pueda dar las clases en una lengua extranjera, inglés, alemán... Jo creo que para mi esta tercera lengua fue mucho más fácil asumirla por ser bilingüe….
En resumen, ¿la educación y la cultura no deben ser abiertas y sin fronteras? ¿Por qué no se vende desde el gobierno aprender euskera, catalán y gallego como algo positivo?

Bueno esto es una pequeña reflexión.
Gracias y saludos.

LÍNEA DE FLOTACIÓ EN ELS LLAVIS dijo...

Por cierto, en mi población hay gente que vive aquí desde pequeños, o desde jóvenes, inmigrantes de otros lugares del estado español, y después de vivir 40, 50, 60 ... años aquí aún dicen no comprender cuando alguien les habla en valenciano, y también dicen eso de “por favor en cristiano”…
Increíble pero cierto…

Puntos de vista y ... nada más dijo...

m'agradaria molt escriure a la teva llengua peró encara no puc. Pero puedes escribir cuando dejes tus comentrios porque me encanta leerla y escucharla. Estoy de acuerdo con lo que dices. Nunca entendí que los que braman por la indisoluble unidad totral de las Españas (uso el término como lo usaba el Conde de Barcelos en el medievo) no hayan tenido nunca interés por apreciar la diversidad lingüística y cultural como una riqueza y no un impedimento.

Me apunto tu blog. Veo que te gustan mucas cosas que me apasionan, como Silvio.

LÍNEA DE FLOTACIÓ EN ELS LLAVIS dijo...

Perfecte així ho faré.
Moltes gràcies per les teues aportacions.
Si a mi també m'encisa Silvio, he he he. (el blog de Silvio és Segunda cita, per si t'interessa visitar-lo)
Una salutació i fins prompte.
Natàlia