25 marzo, 2008

Rafael Azcona

Ha muerto el guionista. Si tenéis tiempo, volved a ver cualquiera de sus películas y reparad en las conversaciones, en los diálogos. Una joya.

4 comentarios:

Sara dijo...

Javier,
no sé si conoces a Casciari, un argentino con un blog de relatos llenos de sarcasmo, de dulzura y de historias increíbles. Te recomiendo que les eches un vistazo, merece la pena. Este es el enlace al último con una visión interesantísima de la mentira.
Besos,
S.
http://orsai.es/2008/03/los_dos_rulfos.php

Puntos de vista y ... nada más dijo...

Hola Sara:
Claro que conozco a Hernán Casciari. Todos los martes sale en mi programa de radio favorito, entre las 4 y las 5 en la SER. Gracias por el enlace de su blog.


Besos

Hitos dijo...

Y se murió un domingo de resurrección.
Hay muchas películas muy buenas de él, hace poco reví "El verdugo". Muy actualizada con el problema de la vivienda.
También soy adicta de Casciari

Anónimo dijo...

Queridanónima coincide con vosotros. Hace tiempo ví una entrevista a Azcona y me pregunté como una persona tan lúcida, ácida e inteligente, podía conservar ese buen humor y desprender tan buen rollo. Es muy difícil y un gran mérito de la inteligencia darse cuenta de tantas incoherencias de la realidad y no amargarse.

Como hitos, ví hace poco el verdugo por tercera vez y seguía encontrando guiños sobre la España franquista que no había advertido las otras dos veces que ví la película. Incluso sobre la España actual, en muchos de sus aspectos, cómo queremos todos olvidar nuestra responsabilidad sobre atrocidades que ocurren a diario, mirar para otro lado y culpar siempre al último eslabón de la cadena.

Bueno, daría para mucho comentar los guiones de este hombre, pero sólo decir que eran genialidades de las cuales muchos han bebido después. Como dice el amigo Figueiredo, una joya. Saludos.